viernes, 22 de septiembre de 2017

[Reseña] El hobbit - J.R.R. Tolkien




Título: El hobbit
Título original: The hobbit
Saga: -
Autor: John Ronald Reuen Tolkien
Fecha de publicación: abril de 2012 (32° edición)
Editorial: Minotauro
N° de páginas: 320
ISBN: 978-84-450-7141-0









Smaug parecía profundamente dormido cuando Bilbo espió una vez más desde la entrada. ¡Pero fingía estar dormido! ¡Estaba vigilando la entrada del túnel!... Sacado de su cómodo agujero-hobbit por Gandalf y una banda de enanos, Bilbo se encuentra de pronto en medio de una conspiración que pretende apoderarse del tesoro de Smaug el Magnífico, un enorme y muy peligroso dragón...


Antes de empezar con la reseña en sí, quiero rescatar un comentario de C.S. Lewis acerca de este libro y que me pareció bastante acertado:

"Todos los que aman esos libros para niños que pueden ser leídos y releídos por adultos han de tomar buena cuenta de que una nueva estrella ha aparecido en esa constelación".

Ayer, 21 de septiembre, 80 años después de que se publicara, estaba tirada en mi cama terminando de leer El hobbit. Lo gracioso es que me enteré ayer, cuando Susana, del club de lectura Erase un hobbit, lo compartió con nosotros. Para colmo, en realidad la lectura terminaba el sábado, pero como ni hoy ni mañana voy a poder leer entre una cosa y otra... Cosas que pasan. Pero bueno, ya que es una fecha especial (y, probablemente en La comarca deben estar haciendo alta fiesta), me hice un lugarcito para traerles esta reseña.




La historia comienza con Bilbo, un hobbit que vive cómodamente en su agujero-hobbit, disfrutando de la comida, la lectura y las largas caminatas (hola, soy Nami y quiero ser un hobbit). Para lo que no están familiarizados con los hobbits, ellos son criaturas muy cómodas quienes sienten un gran rechazo por las aventuras. Un día, Bilbo llega a su casa después de una de sus caminatas y se lleva una gran sorpresa al encontrarse con un desconocido en su puerta. ¡Este resulta ser nada más ni nada menos que Gandalf! La misión del mago es convencer a Bilbo de que acepte ir a una gran aventura. Por supuesto, su plan fracasa ante el testarudo carácter del hobbit, quien le da una rotunda negativa.

Todos aquellos que conocen a Gandalf saben que siempre tiene una solución debajo del sombrero. Es así como, tras una reunión sorpresa en casa de Bilbo, gracias al gran grupo de enanos que lo acompañará a lo largo de un año, el hobbit finalmente accede a partir con ellos.

La historia es muy entretenida, las aventuras de Bilbo están cargadas de encuentros con criaturas fantásticas y acción. El estilo es un poco infantil puesto que el público al que Tolkien aspiraba eran los niños, sin embargo, no es de esas historias infantiles deeeeensas, sino que se disfruta. Si bien no ahonda mucho en ciertos detalles que, como adulta, hubiese apreciado, es una historia que te atrapa. La sensación que experimenté mientras avanzaba con la lectura es similar a la de cuando leo Harry Potter y la piedra filosofal. Es un libro que tanto niños como adultos pueden leer.

Hubo algo que, por mi parte, le jugó muy en contra, pero sé que es algo personal. ¿Mi problema? ¡ODIO A LOS ENANOS! He leído montones de libros en los que aparecen y... no sé, no tengo feeling con a raza, ¿qué decirles? Y los de este libro... JOOOOOOOOODEEEEEEEER. No son más insoportables porque les falta tiempo. Cada vez que Bilbo les salvaba el culo estaban como "oh, Bilbo, nuestro salvador, el elegido por Gandalf", pero, después, nunca escatimaban a la hora de hablar mal de él o quejarse. La verdad es que me pasé tres cuartos de la historia queriendo pegarles una patada en el culo.

Precisamente fue por los enanos que la lectura se me volvió un poco densa de a momentos. Extrañaba la diversidad de razas de El señor de los anillos, especialmente a los elfos. De a ratos me ponía a pensar "¿cuándo aparecen los elfos?" "¿y los elfos?" "¿y si me dan un elfo?" "¿no los quieren acompañar los elfos?". Hubo muchas situaciones en las que la presencia de un elfo en el grupo lo hubiera facilitado todo, pero ya saben, las aventuras nunca son fáciles.

Algo que me gustó mucho de la lectura fue la presencia de Gollum (creepy as fxxk como siempre) y del anillo. Me pareció interesante leer acerca de la época en la que el anillo era simplemente un objeto que te hacía desaparecer, sin riesgo, bla bla bla. Creo que, gracias a este libro, cuando relea La comunidad del anillo, lo voy a hacer con una visión totalmente distinta.

El toque del libro lo dan las ilustraciones y los mapas. Los que encontramos a lo largo del libro van comparando la marcha de los dos grupos: el de El señor de los anillos y el de El hobbit, mostrando puntos de contacto, las vueltas que dieron unos y otros. 



Para darle a esta reseña un toque final por los 80 años de publicación, voy a compartir con ustedes un par de curiosidades que me llamaron la atención. ¡Espero que les gusten!


1) El hobbit y El señor de los anillos no estaban tan estrechamente relacionadas en un principio. Tras la publicación de la segunda de sus obras, Tolkien decidió hacer una nueva edición de la historia de Bilbo, en la cual volvió a Gollum un personaje más oscuro y despertó en él una obsesión por el anillo que antes no tenía.


2) ¿Por qué Tolkien optó por un lenguaje más adulto para El señor de los anillos? ¡Porque aspiraba al mismo público! Para cuando esta fue publicada, quienes habían leído las aventuras de Bilbo tenían unos 20 años más. Aún así, entre una historia y otra transcurren 60 años.


3) Stanley Unwin, el encargado de una editorial a la que Tolkien había enviado el manuscrito, no estaba seguro acerca de si publicar la novela o no. Fue gracias a su hijo, quien tuvo una reacción muy positiva al leerla, que se acabó por publicar.


4) El proyecto nació cuando Tolkien aún era bastante joven. Durante años se dedicó a crear la lengua de los elfos y la cultura de las razas que hoy en día conocemos, hasta que finalmente se dedicó a escribir El hobbit. Originalmente, él pensaba escribir sus historias en élfico, para luego traducirlas al inglés. ¿Ya ven? No soy la única obsesionada con los elfos.


5) En un principio, Tolkien escribió el libro únicamente para sus hijos, partiendo de una frase que se le ocurrió un día: "En un agujero en el suelo, vivía un hobbit".


6) Perteneció a los Inklings, un grupo fundado por estudiantes de Oxford que disfrutaban de la literatura. Allí conoció a los hermanos Lewis. Su apodo en este grupo era Tollers. Su hijo, Christopher, también fue parte del mismo.


¡Para finalizar, los dejo con el link del trailer de la película!



¡Eso es todo por hoy! ¿Han leído alguno de los libros de Tolkien? ¿Cuál es su raza favorita y cuál es la que menos les gusta? ¿Qué opinan de que la historia haya sido dividida en tres películas? ¡Cuéntenme más en los comentarios!

¡Hasta la próxima!

8 comentarios:

  1. Hola!!!!! Me vas a matar hahaha pero no me he visto ninguna película de esta saga ni mucho menos he leído los libros yo se que tengo que leerlos en algún punto de mi vida pero ahorita no puedo, no me apetecen. Besos

    ResponderEliminar
  2. Holaaa
    Me he reído con tu reseña, deseando acabarlo estoy para poder hacer la mía ^^
    Un besazo!

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola Mariana! Me mató lo de pegarles una patada el en culo a los enanos jajajaa.
    Yo leí este libro el año pasado ahora tengo pendiente LOTR (empecé el primer libro pero lo abandoné casi al final, ya lo retomaré, I promise).

    ¡¡Las curiosidades las sabía todas!! jaja aunque no haya leídos los libros me re informé sobre Tolkien y todo eso.

    Saludos y te espero por mi blog :)

    ResponderEliminar
  4. Hola!! Excelente reseña jajaja no sabía de tu odio por los enanos, pueden resultar bastante oportunistas la verdad, yo también disfrute de este viaje de tierra media, espero considir contigo en más lecturas un super abrazó elfico.

    ResponderEliminar
  5. Hola
    de esta historia solo he visto las ultimas dos películas pero le estoy huyendo a los libros jaja, no creo leerlos

    Saludos 😘

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola! ¡Qué lindo encontrar una reseña de El Hobbit! Amo este libro, así como El señor de los anillos y, por supuesto, quiero ser un hobbit. La raza que menos que cae son los enanos también, pero de a poco les fui tomando cariño, más allá de su testarudez. Hermoso libro para grandes y chicos, súper recomendable. ¡Gracias por tu reseña!

    ResponderEliminar
  7. Vaya, qué reseña tan interesante. Hace tiempo leí El señor de los anillos y aunque me gustó, se me hizo una narrativa muy densa, por lo que no me animé con este, pese a que los enanos me gustan. Me ha sorprendido lo del lenguaje más infantil, no tenía ni idea, y lo de los mapas que comparan los dos viajes es genial. Por otra parte, las curiosidades que comparten me han encantado.

    Un saludo,
    Laura.

    ResponderEliminar
  8. Me hiciste reir porque recuerdo mi primera lectura que fue el señor de los anillos en lugar de El hobbit que lo leí encima al final de El silmarilion porque estaba obsesionada con los elfos y El silmarilion es el libro que tenés que leer si sos fan de los elfos. Recuerdo que mi sensación fue "No pensaba que los elfos fueran así en verdad" pero volviendo al hobbit me gusta. No tanto como El señor... y sin embargo es el germen de todo. Increíble. Creo que para mi todos son un 5 los libros de tolkien pero es cierto que este es el que mas cerca de 4 está. Besos y ¡nos leemos! Buena suerte en esa relectura de LOTR

    ResponderEliminar